Categories
Rosario y Misterios

Como Rezar el Rosario Paso a Paso

Para aprender como rezar el rosario completo es necesario comenzar con la señal de la cruz, continuado por un padre nuestro, tres ave maría, un gloria, los cinco misterios del día, y terminar con la oración de la salve.

Para aprender como rezar el rosario completo es necesario comenzar con la señal de la cruz, continuado por un padre nuestro, tres ave maría, un gloria, los cinco misterios del día, y terminar con la oración de la salve.

El rosario católico es un rezo con el propósito de honrar a la Virgen y el cual esta compuesto de veinte misterios de la vida de Jesucristo y de la Virgen María. Mientras se recitan cada uno de los misterios, también se recita un padre nuestro, 10 avemarías y un gloria al Padre.

El origen del rosario se puede remotar hasta el año 800, y la manera en la cual se rezaba en esos años era diferente a como lo rezamos hoy en dia ya que ha ido cambiando poco a poco.

Originalmente, el rezo del rosario solo estaba compuesto de 3 misterios, pero en el año 2002 Juan Pablo II también agregó los misterios luminosos al rezo del rosario para añadir la meditación sobre la vida pública de Jesús.

Aprender como rezar el rosario no es un proceso difícil y puede ser fácil y rapido. Si es tu primera vez rezando el rosario, te enseñaremos como hacerlo paso a paso para que no sientas confución.

Table of Contents

Paso 1: La Señal de la Cruz

Teniendo el rosario en tus manos, házte la señal de la cruz (presígnate) en la frente, después en la boca, y por último en el pecho repitiendo la siguiente oración:

  • “En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén”
Como rezar el rosario - credo2

Paso 2: El Credo de los Apóstoles y Acto de Contrición

Ya que hayas hecho la señal de la cruz, leeras el credo de los apóstoles mientras tomas la cruz en tus manos. Aparte de leer el credo de los apóstoles, es opcional que leas un acto de contrición.

  • El Credo de los Apóstoles
    “Creo en Dios, Padre todopoderoso, creador del Cielo y de la Tierra. Creo en Jesucristo su único Hijo, Señor Nuestro, que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo; nació de Santa María Virgen; padeció bajo el poder de Poncio Pilato; fue crucificado, muerto y sepultado; descendió a los infiernos; al tercer día resucitó de entre los muertos; subió a los cielos y está sentado a la derecha de Dios Padre; desde allí ha de venir juzgar a vivos y muertos. Creo en el Espíritu Santo, la Santa Iglesia Católica, la comunión de los Santos el perdón de los pecados la resurrección de la carne y la vida eterna.”

  • Acto de Contrición
    “Señor mío Jesucristo, Dios y Hombre verdadero, Creador, Padre y Redentor mío; por ser vos quien sois, bondad infinita, y porque os amo sobre todas las cosas, me pesa de todo corazón haberos ofendido; también me pesa porque podéis castigarme con las penas del infierno. Ayudado de vuestra divina gracia, propongo firmemente nunca más pecar, confesarme y cumplir la penitencia que me fuere impuesta. Amén”
Como rezar el rosario - gloria

Paso 3: Padre Nuestro, Avemaría, y Gloria

Con el rosario en tus manos, continuarás con las primera cuenta, la cual se lee usando los primeros cinco puntos del rosario. La tradición de las ave maría proviene de una manera en la cual los creyentes incrementan su fe, su esperanza y también su caridad.

  • Primer punto: Padre Nuestro
  • Segundo punto: Un ave maría
  • Tercer punto: Un ave maría
  • Cuarto punto: Un ave maría
  • Quinto punto: Gloria


El Padrenuestro
“Padre nuestro, que estás en el cielo. Santificado sea tu nombre. Venga tu reino. Hágase tu voluntad en la tierra como en el cielo. Danos hoy nuestro pan de cada día. Perdona nuestras ofensas, como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden. No nos dejes caer en tentación y líbranos del mal.”

El Avemaría
“Dios te salve, María. Llena eres de gracia. El Señor es contigo. Bendita eres entre todas las mujeres, y bendito es el fruto de tu vientre: Jesús. Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte.”

El Gloria
“Gloria al Padre, gloria al Hijo y gloria al Espíritu Santo. Como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos.”

Como rezar el rosario - primer misterio

Paso 4: Primer Misterio

Después del gloria, se lee el primer misterio seguido por un padre nuestro. En total se leerán cinco misterios. Los misterios, los cuales son un total de veinte, simbolizan la vida de Jesús y de María y cinco de ellos se leen depende del día de la semana. Siguiente esta la guía de cuales misterios se leen cada día:

Misterio Día de la Semana Lo que Representa
Gozosos Lunes y Sábado La Visitación de Nuestra Señora a su prima Santa Isabel
Dolorosos Martes y Viernes La Ascensión del Señor a los Cielos
Gloriosos Miércoles y Domingo La Flagelación del Señor
Luminosos Jueves La autorevelación de Jesús en las bodas de Caná.

Misterios Gozosos: 

Segundo Misterio Gozoso: La Visitación de María a Santa Isabel

“En aquellos días, levantándose María, fue de prisa a la montaña, a una ciudad de Judá; y entró en casa de Zacarías, y saludó a Elisabet.

Y aconteció que cuando oyó Elisabet la salutación de María, la criatura saltó en su vientre; y Elisabet fue llena del Espíritu Santo, y exclamó a gran voz, y dijo: Bendita tú entre las mujeres, y bendito el fruto de tu vientre.

¿Por qué se me concede esto a mí, que la madre de mi Señor venga a mí?

Porque tan pronto como llegó la voz de tu salutación a mis oídos, la criatura saltó de alegría en mi vientre.

Y bienaventurada la que creyó, porque se cumplirá lo que le fue dicho de parte del Señor”. (Lucas 1:39-45)

Tercer Misterio Gozoso: El Nacimiento de Jesús.

“Por aquel tiempo, el emperador Augustoa ordenó que se hiciera un censob de todo el mundo.

Este primer censo fue hecho siendo Quirinio gobernador de Siria. Todos tenían que ir a inscribirse a su propia ciudad.

Por esto salió José del pueblo de Nazaret, de la región de Galilea, y se fue a Belén, en Judea, donde había nacido el rey David, porque José era descendiente de David.

Fue allá a inscribirse, junto con María, su esposa, que se encontraba encinta.

Y sucedió mientras estaban en Belén, que a María le llegó el tiempo de dar a luz.

Allí nació su hijo primogénito, y lo envolvió en pañales y lo acostó en el pesebre, porque no había alojamiento para ellos en el mesón.” (Lucas 2, 1-7)

Cuarto Misterio Gozoso: La Presentación en el Templo

“Cuando se cumplieron los días en que ellos debían purificarse según manda la ley de Moisés, llevaron al niño a Jerusalén para presentarlo al Señor.

Lo hicieron así porque en la ley del Señor está escrito: “Todo primer hijo varón será consagrado al Señor.”
Fueron, pues, a ofrecer en sacrificio lo que manda la ley del Señor: un par de tórtolas o dos pichones”. (Lc 2,22-24)

Quinto Misterio Gozoso: El Niño Jesús hallado en el Templo

“Los padres de Jesús iban cada año a Jerusalén para la fiesta de la Pascua.

Y así, cuando Jesús cumplió doce años, fueron todos allá, como era costumbre en esa fiesta.g

Pero pasados aquellos días, cuando volvían a casa, el niño Jesús se quedó en Jerusalén sin que sus padres se dieran cuenta.

Pensando que Jesús iba entre la gente hicieron un día de camino; pero luego, al buscarlo entre los parientes y conocidos, no lo encontraron. Así que regresaron a Jerusalén para buscarlo allí.

Al cabo de tres días lo encontraron en el templo, sentado entre los maestros de la ley, escuchándolos y haciéndoles preguntas.

Y todos los que le oían se admiraban de su inteligencia y de sus respuestas. Cuando sus padres le vieron, se sorprendieron. Y su madre le dijo:

–Hijo mío, ¿por qué nos has hecho esto? Tu padre y yo te hemos estado buscando llenos de angustia.

Jesús les contestó:

–¿Por qué me buscabais? ¿No sabéis que tengo que ocuparme en las cosas de mi Padre?

Pero ellos no entendieron lo que les decía. (Lc 2,41-50)

Misterios Dolorosos: 

Segundo Misterio Doloroso: La Flagelación del Señor

“Jesús estaba en pie ante el gobernador, y este le preguntó: «¿Eres tú el Rey de los judíos?» Jesús le respondió: «Tú lo dices.» Pero ante las acusaciones de los principales sacerdotes y de los ancianos no respondió nada. Entonces Pilato le preguntó: «¿No oyes de cuántas cosas te acusan?» Pero Jesús no le respondió ni una palabra, de tal manera que el gobernador se quedó muy asombrado. Ahora bien, en el día de la fiesta el gobernador acostumbraba poner en libertad a un preso, el que el pueblo quisiera. En aquel momento tenían un preso muy famoso, llamado Barrabás. Pilato se reunió con ellos y les preguntó: «¿A quién quieren que les suelte: a Barrabás, o a Jesús, al que llaman el Cristo?» Y es que Pilato sabía que ellos lo habían entregado por envidia. Mientras él estaba sentado en el tribunal, su mujer mandó a decirle: «No tengas nada que ver con ese justo, pues por causa de él hoy he tenido un sueño terrible.» Pero los principales sacerdotes y los ancianos persuadieron a la multitud de que pidieran a Barrabás, y que mataran a Jesús. El gobernador les preguntó: «¿A cuál de los dos quieren que les suelte?» Y ellos dijeron: «¡A Barrabás!» Pilato les preguntó: «¿Qué debo hacer entonces con Jesús, al que llaman el Cristo?» Y todos le dijeron: «¡Que lo crucifiquen!» Y el gobernador les dijo: «Pero ¿qué mal ha hecho?» Pero ellos gritaban aún más, y decían: «¡Que lo crucifiquen!» Al ver Pilato que no conseguía nada, sino que se armaba más alboroto, tomó agua, se lavó las manos en presencia del pueblo, y dijo: «Allá ustedes. Yo me declaro inocente de la muerte de este justo.» Y todo el pueblo respondió: «¡Que recaiga su muerte sobre nosotros y sobre nuestros hijos!» Entonces les soltó a Barrabás, y luego de azotar a Jesús lo entregó para que lo crucificaran.”

(Mt 27, 11-26)

Tercer Misterio Doloroso: La Coronación de Espinas

“Y Pilato, queriendo satisfacer al pueblo, les soltó a Barrabás, y entregó a Jesús, después de azotarle, para que fuese crucificado.

Entonces los soldados le llevaron dentro del atrio, esto es, al pretorio, y convocaron a toda la compañía.

Y le vistieron de púrpura, y poniéndole una corona tejida de espinas, comenzaron luego a saludarle: !!Salve, Rey de los judíos!

Y le golpeaban en la cabeza con una caña, y le escupían, y puestos de rodillas le hacían reverencias.

Después de haberle escarnecido, le desnudaron la púrpura, y le pusieron sus propios vestidos, y le sacaron para crucificarle.”

(Mc 15, 15-20)

Cuarto Misterio Doloroso: Jesús con la cruz a cuestas

“Cuando le vieron los principales sacerdotes y los alguaciles, dieron voces, diciendo: !!Crucifícale! !!Crucifícale! Pilato les dijo: Tomadle vosotros, y crucificadle; porque yo no hallo delito en él.

Los judíos le respondieron: Nosotros tenemos una ley, y según nuestra ley debe morir, porque se hizo a sí mismo Hijo de Dios.

Cuando Pilato oyó decir esto, tuvo más miedo.

Y entró otra vez en el pretorio, y dijo a Jesús: ¿De dónde eres tú? Mas Jesús no le dio respuesta.

Entonces le dijo Pilato: ¿A mí no me hablas? ¿No sabes que tengo autoridad para crucificarte, y que tengo autoridad para soltarte?

Respondió Jesús: Ninguna autoridad tendrías contra mí, si no te fuese dada de arriba; por tanto, el que a ti me ha entregado, mayor pecado tiene.

Desde entonces procuraba Pilato soltarle; pero los judíos daban voces, diciendo: Si a éste sueltas, no eres amigo de César; todo el que se hace rey, a César se opone.

Entonces Pilato, oyendo esto, llevó fuera a Jesús, y se sentó en el tribunal en el lugar llamado el Enlosado, y en hebreo Gabata.

Era la preparación de la pascua, y como la hora sexta. Entonces dijo a los judíos: !!He aquí vuestro Rey!

Pero ellos gritaron: !!Fuera, fuera, crucifícale! Pilato les dijo: ¿A vuestro Rey he de crucificar? Respondieron los principales sacerdotes: No tenemos más rey que César.

Así que entonces lo entregó a ellos para que fuese crucificado. Tomaron, pues, a Jesús, y le llevaron.”

(Jn 19, 6-17)

Quinto Misterio Doloroso: La muerte de Jesús en la Cruz

“Cuando los soldados hubieron crucificado a Jesús, tomaron sus vestidos, e hicieron cuatro partes, una para cada soldado. Tomaron también su túnica, la cual era sin costura, de un solo tejido de arriba abajo.

Entonces dijeron entre sí: No la partamos, sino echemos suertes sobre ella, a ver de quién será. Esto fue para que se cumpliese la Escritura, que dice:
Repartieron entre sí mis vestidos,
Y sobre mi ropa echaron suertes. m Y así lo hicieron los soldados.

Estaban junto a la cruz de Jesús su madre, y la hermana de su madre, María mujer de Cleofas, y María Magdalena.

Cuando vio Jesús a su madre, y al discípulo a quien él amaba, que estaba presente, dijo a su madre: Mujer, he ahí tu hijo.

Después dijo al discípulo: He ahí tu madre. Y desde aquella hora el discípulo la recibió en su casa.”

(Jn 19, 23-27)

Misterios Gloriosos: 

Segundo Misterio Glorioso: La Ascensión del Señor al Cielo

«Los sacó hasta cerca de Betania y levantando sus manos los bendijo. Y sucedió que, mientras los bendecía, se alejó de ellos y se elevaba al Cielo. Y ellos le adoraron y regresaron a Jerusalén con gran gozo».

Tercer Misterio Glorioso: La venida del Espíritu Santo

“Cuando llegó el día de Pentecostés, estaban todos juntos en un mismo lugar.

De repente vino del cielo un ruido como el de una ráfaga de viento impetuoso que1 llenó toda la casa donde estaban sentadosa, y se les aparecieron lenguas como de fuego que, repartiéndose, se posaron sobre cada uno de ellos.

Todos fueron llenos del Espíritu Santoa y comenzaron a hablar en otras lenguas, según el Espíritu les daba habilidad para expresarse.

Y había judíos que moraban en Jerusalén, hombres piadososa, procedentes de todas las naciones bajo el cielo.

Y al ocurrir este estruendoa, la multitud se juntó; y estaban desconcertados porque cada uno les oía hablar en su propia lengua1.

Y estaban asombrados y se maravillabana, diciendo: Mirad, ¿no son galileos todos estos que están hablando?

¿Cómo es que cada uno de nosotros les oímos hablar en nuestra lengua en la que hemos nacido?

Partos, medos y elamitas, habitantes de Mesopotamia, de Judea y de Capadocia, del Pontoa y de Asia, de Frigiaa y de Panfilia, de Egipto y de las regiones de Libia alrededor de Cirenec, viajeros de Roma, tanto judíos como prosélitos, cretenses y árabes, les oímos hablar en nuestros idiomas de las maravillas de Dios.

Todos estaban asombrados y perplejosa, diciéndose unos a otros: ¿Qué quiere decir esto?

Pero otros se burlaban y decían: Están borrachos.”

(Hch 2, 1-13)

Cuarto Misterio Glorioso: a Asunción de María Santísima al Cielo

«Quién es ésta que sube del desierto, apoyada sobre su Amado, como columna de humo aromático, como aroma de incienso y mirra?».

«Desbordo de gozo con el Señor, y me alegro con mi Dios: porque me ha vestido un traje de gala y me ha envuelto en un manto de triunfo,
como novio que se pone le corona, o novia que se adorna con sus joyas».

Quinto Misterio Glorioso: La Coronación de María Santísima

“Una gran señal apareció en el cielo: una mujer vestida del sol, con la luna debajo de sus pies, y una corona de doce estrellas sobre su cabeza.

Estaba encinta, y gritaba por los dolores del parto y el sufrimiento de dar a luz.

Entonces apareció otra señal en el cielo: Un gran dragón rojo que tenía siete cabezas y diez cuernos, y sobre sus cabezas había siete diademas.

Su cola arrastró* la tercera parte de las estrellas del cielo y las arrojó sobre la tierra. Y el dragón se paró delante de la mujer que estaba para dar a luz, a fin de devorar a su hijo cuando ella diera a luz.

Y ella dio a luz un Hijo varón, que ha de regir a todas las naciones con vara de hierro. Su Hijo fue arrebatado hasta Dios y hasta Su trono.

La mujer huyó al desierto, donde tenía un lugar preparado por Dios, para ser sustentada allí por 1,260 días.
Entonces hubo guerra en el cielo: Miguel y sus ángeles combatieron contra el dragón. Y el dragón y sus ángeles lucharon, pero no pudieron vencer, ni se halló ya lugar para ellos en el cielo.

Y fue arrojado el gran dragón, la serpiente antigua que se llama Diablo y Satanás, el cual engaña al mundo entero. Fue arrojado a la tierra y sus ángeles fueron arrojados con él.

Entonces oí una gran voz en el cielo, que decía:

«Ahora ha venido la salvación, el poder y el reino de nuestro Dios y la autoridad de Su Cristo, porque el acusador de nuestros hermanos, el que los acusa delante de nuestro Dios día y noche, ha sido arrojado.
»Ellos lo vencieron por medio de la sangre del Cordero y por la palabra del testimonio de ellos, y no amaron sus vidas, llegando hasta sufrir la muerte.

»Por lo cual regocíjense, cielos y los que moran en ellos. ¡Ay de la tierra y del mar!, porque el diablo ha descendido a ustedes con gran furor, sabiendo que tiene poco tiempo»

Cuando el dragón vio que había sido arrojado a la tierra, persiguió a la mujer que había dado a luz al Hijo varón.

Y se le dieron a la mujer las dos alas de la gran águila a fin de que volara de la presencia de la serpiente al desierto, a su lugar, donde fue* sustentada por un tiempo, tiempos y medio tiempo.

La serpiente arrojó de su boca, tras la mujer, agua como un río, para que ella fuera arrastrada por la corriente.

Pero la tierra ayudó a la mujer, y la tierra abrió su boca y tragó el río que el dragón había arrojado de su boca.

Entonces el dragón se enfureció contra la mujer, y salió para hacer guerra contra el resto de la descendencia de ella, los que guardan los mandamientos de Dios y tienen el testimonio de Jesús.”

(Ap 12, 1-17)

Misterios Luminosos: 

Segundo Misterio Luminoso: Auto-revelación de Cristo en las bodas de Caná

“Al tercer día se hicieron unas bodas en Caná de Galilea; y estaba allí la madre de Jesús.

Y fueron también invitados a las bodas Jesús y sus discípulos.

Y faltando el vino, la madre de Jesús le dijo: No tienen vino.

Jesús le dijo: ¿Qué tienes conmigo, mujer? Aún no ha venido mi hora.

Su madre dijo a los que servían: Haced todo lo que os dijere.

Y estaban allí seis tinajas de piedra para agua, conforme al rito de la purificación de los judíos, en cada una de las cuales cabían dos o tres cántaros.
Jesús les dijo: Llenad estas tinajas de agua. Y las llenaron hasta arriba.

Entonces les dijo: Sacad ahora, y llevadlo al maestresala. Y se lo llevaron.

Cuando el maestresala probó el agua hecha vino, sin saber él de dónde era, aunque lo sabían los sirvientes que habían sacado el agua, llamó al esposo, y le dijo: Todo hombre sirve primero el buen vino, y cuando ya han bebido mucho, entonces el inferior; mas tú has reservado el buen vino hasta ahora.”

(Juan 2:1-10)

Tercer Misterio Luminoso: Cristo Anuncia el Reino de Dios

“Después de que encarcelaron a Juan, Jesús se fue a Galilea a anunciar las buenas nuevas de Dios. «Se ha cumplido el tiempo —decía—. El reino de Dios está cerca. ¡Arrepiéntanse y crean las buenas nuevas!»

Pasando por la orilla del mar de Galilea, Jesús vio a Simón y a su hermano Andrés que echaban la red al lago, pues eran pescadores. «Vengan, síganme —les dijo Jesús—, y los haré pescadores de hombres». Al momento dejaron las redes y lo siguieron.”

(Marcos 1:14-18)

Cuarto Misterio Luminoso: La Transfiguración

“Seis días después, Jesús tomó consigo a Pedro, a Jacobo y a Juan, el hermano de Jacobo, y los llevó aparte, a una montaña alta. Allí se transfiguró en presencia de ellos; su rostro resplandeció como el sol, y su ropa se volvió blanca como la luz. En esto, se les aparecieron Moisés y Elías conversando con Jesús.Pedro le dijo a Jesús:

—Señor, ¡qué bueno sería que nos quedemos aquí! Si quieres, levantaré tres albergues: uno para ti, otro para Moisés y otro para Elías.

Mientras estaba aún hablando, apareció una nube luminosa que los envolvió, de la cual salió una voz que dijo: «Este es mi Hijo amado; estoy muy complacido con él. ¡Escúchenlo!»

Al oír esto, los discípulos se postraron sobre su rostro, aterrorizados. Pero Jesús se acercó a ellos y los tocó.

—Levántense —les dijo—. No tengan miedo.

Cuando alzaron la vista, no vieron a nadie más que a Jesús.

Mientras bajaban de la montaña, Jesús les encargó:

—No le cuenten a nadie lo que han visto hasta que el Hijo del hombre resucite.”

(Mt 17, 1-9)

Quinto Misterio Luminoso: La Institución de la Eucaristía

“Cuando llegó la hora, Jesús y sus apóstoles se sentaron a la mesa. Entonces les dijo:

—He tenido muchísimos deseos de comer esta Pascua con ustedes antes de padecer, pues les digo que no volveré a comerla hasta que tenga su pleno cumplimiento en el reino de Dios.

Luego tomó la copa, dio gracias y dijo:

—Tomen esto y repártanlo entre ustedes. Les digo que no volveré a beber del fruto de la vid hasta que venga el reino de Dios.

También tomó pan y, después de dar gracias, lo partió, se lo dio a ellos y dijo:

—Este pan es mi cuerpo, entregado por ustedes; hagan esto en memoria de mí.

De la misma manera tomó la copa después de la cena, y dijo:

—Esta copa es el nuevo pacto en mi sangre, que es derramada por ustedes.”

(Lc 22, 14-20)

Como rezar el rosario - 10 ave maria

Paso 5: Ave María y Gloria

Después de haber recitado el padre nuestro y el misterio del día, se continúa con 10 Ave Marías y se termina con el Gloria.

Siguiendo el Gloria, entre cada misterio, se reza una Jaculatoria que se hace llamar la Oración de Fátima.

Oración de Fátima
Oh Jesús mío, perdóna nuestros pecados, líbranos del fuego del infierno, lleva a todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu misericordia.”

Como rezar el rosario - el resto de los misterios

Paso 6: El Resto de los Misterios

Después de haber recitado la Oración de Fátima, se lee el segundo misterio seguid por un padre nuestro, y continuado por otras 10 Ave Marías y el Gloria. El proceso siguiente se continúa suceviamente hasta llegar al quinto misterio:

  1. Segundo Misterio seguido por un padre nuestro
  2. 10 Ave María mas 1 Gloria
  3. Oración de Fátima
  4. Tercer Misterio eguido por un padre nuestro
  5. 10 Ave María mas 1 Gloria
  6. Oración de Fátima
  7. Cuarto Misterio seguido por un padre nuestro
  8. 10 Ave María mas 1 Gloria
  9. Oración de Fátima
  10. Quinto Misterio seguido por un padre nuestro
  11. 10 Ave María mas 1 Gloria
  12. Oración de Fátima
Como rezar el rosario - oracion de la salve

Paso 7: Oración de la Salve

Para terminar el rosario después de haber leido los 5 misterios que corresponden al día, se lee una oración final llamada la oración de la Salve la cual simboliza un reconocimiento a Nuestra Made.

  • La Salve
    “Dios te salve, Reina y Madre, madre de misericordia, vida, dulzura y esperanza nuestra, Dios te salve. A ti llamamos los desterrados hijos de Eva. A ti suspiramos gimiendo y llorando en este valle de lágrimas. Ea, pues, Señora, abogada nuestra: vuelve a nosotros esos tus ojos misericordiosos. Y después de este destierro, muéstranos a Jesús, fruto bendito de tu vientre. Oh clemente, oh piadosa, oh dulce Virgen María. Ruega por nosotros, Santa Madre de Dios, para que seamos dignos de alcanzar las promesas de nuestro Señor Jesucristo.”

Para continuar aprendiendo como rezar el rosario debes practicar, pero no siempre es necesario memorizarse todas las orcaciones, ya que estas se pueden tener impresas con el próposito de tenerlas accesibles cada vez que vallas a rezar el rosario.

Recursos

Para facilitar tu aprendizaje de como rezar el rosario puedes descargar estas dos aplicaciones:

19 replies on “Como Rezar el Rosario Paso a Paso”

Comments are closed.